VI concurso nacional de arte flamenco 1971 Córdoba (CD3)

Bulerías por soleá. Paquera de Jerez

fatiguitas son las que tengo
de tu verita a mí me quitaban
cuando más querer te tengo
sentí doble de campanas
creyeron que era la reina
y era una pobre gitana
sitiíto donde te hablé
ganas me dan de volverme
sentarme un ratito en él
caudales eran redoblados
y tú no me diste nada
que yo lo que quiero que vengas
de tu propia voluntad
de terciopelo era el vestido
pa aquel que tiene (???)
preso lo tienen
que se lo tengo ofrecido

Soleares. Naranjito de Triana

si no fuera por mi hermano
me hubiera muerto de hambre
siempre le queda a mi hermano
soleá y no puedo más
cachito de pan que darme
se murió y mi pañuelo
yo se lo eché por la cara
pa que no tragara tierra
boquita que yo besara
anda diciendo tu madre
que tú vales más que yo
ni tú ni toda tu familia
ni toda tu generación
tengo las manos vacías
de tanto dar sin tener
y así son las penitas mías

Bulerías. Curro Malena

de cuando en cuando me daba
un ramito de locura
cuando de ti me acordaba
mi morena me olvidó
no me da pena, maldita
que la mancha de la mora
con otra verde se quita
yo no te obligo, gitana
que tú me quieras a mí a la fuerza
si no es de tu voluntad
haz lo que a ti te parezca
y en este (sentido?) llevo
remedio pa todos mis males
hecho de flores silvestres
y hierbas medicinales
pa lo que no traigo
son pa el mar de amores
de la orillita del Darro
traigo yo las medicinas
pa curar las calenturas
y el mal de la tosferina
y el hombre gordo se queda
más delgado que un fideo
y yo convierto en precioso
a todito el que sea más feo
yo traigo remedio
pa todos los dolores
yo lo que no traigo
son pa el mal de amores
en la calle manda el rey
en la iglesia manda el Papa
y por culpa de esta gitana
yo no mando ni en mi casa
la que yo elija
yo estoy seguro
que es de Lebrija

Seguiriyas. Beni de Cádiz

quiero que doblen
las campanitas doblen
doblen con dolor
que se me ha muerto la madre de mi alma
de mi corazón
eran dos día muy señalados
de Santiago y de Santa Ana
y le rogué a mi Dios
que me aliviara estas grandes duquelitas que yo llevo
en el corazón

Tonás. Beni de Cádiz

mujer de el mundo
y convéncete a la razón
que no hay un hombre en el mundo
que sea fijo como el reloj
campanas dobles, campanas
que el mundo se eche a llorar
la flor de la valentía
caminito del cielo va
y una vez que mi Ramoncita
fue por cisco a la fundación
los pícaros de los herreros
a mi Ramoncita de mi alma
quisieron quitarle el honor

Tientos. Curro Malena

en el mundo pasan cosas
que hay quién llega a querer
las espinas de las rosas
con ese delantal grana
vienes publicando guerra
y yo como un buen gitano
siento plaza en tu bandera
Lebrija tiene una torre
que le llaman Giraldilla
flamenca como su madre
la Giralda de Sevilla
y dicen los doctores
que me encuentran grave
malito de muerte
y que me llamen a mí a otro doctor
porque me ahogan de grandes fatigas
las penas del corazón

Cartageneras. Juan Navarro Cobos

me quedé casi cegato
trabajando en la terrera
y ahora el pan que me como
lo gano en casa el Morato
cantando cartageneras

Soleares. Curro Malena

a la Virgen de los Reyes
mi pelo yo le prometí
que tú te quedaras muda
por lo que has hablado de mí
a fuerza de mis caudales
te tengo yo a la vera mía
que si no fuera por eso
otro gallo cantaría
compañera de mi alma
que quise cambiar y no quiso
un pañuelo de lunares
por otro de fondo liso
gitana, tú no me llores
que de Lebrija a Mairena
te corono yo de flores
por no tener quién te quiera
flamenca, tú te estás criando
como el panal y la cera
no niego haberte querido
pero me pesa en el alma
por tus condiciones malas
el haberte conocido
válgame Dios
¿qué quieres?
quieres pegar
y que no (te peguen)

Caracoles. Naranjito de Triana

Manuela Reyes
primero que yo te olvide
se han de secar las fuentes
de la Cibeles
vámonos, vámonos
al café de la Unión
en donde paran Curro Cúchares
el Tato y Juan León
tú eres bonita
el conocimiento
la pasión no quita
te quiero yo
como la madre
que te parió
como vendes castañas asás
aguantando la nieve y el frío
con tus zapatos y tus medias calás
tú eres la reina pa tu marido
regordonas, que se acaban
y hermosas como recien casadas
que yo las vendo por tu querer
caracoles, caracoles
mocito ¿qué ha dicho usted?
que son tus ojos dos soles
y vamos viviendo y olé

Tangos-tientos. Paquera de Jerez

a todos los ojitos negros
los van a prender mañana
y tú negros que los tienes
échate un velo a la cara
te llaman Curro Frijones
tú no te casa con la Farotita
por no tener obligaciones
y en aquel pocito inmediato
donde beben mis palomas
yo voy y me entretengo un ratito
por ver la agüita
la agüita, primo, que tomas
yo me sentaría
por ver la agüita que tomas
al amanecer del día

Zángano. Pedro Lavado

de la Puente hasta Lucena
hay un muy señor paseo
que yo ando paso a paso
por ver tu cara morena
y tú no me haces caso
y mis hijos en Lucena
en Puente Genil nací
y a la hora de mi muerte
quiero que me entierren a mí
en Lucena o en la Puente

Bulerías. Beni de Cádiz

quién mal anda mal acaba
casita de jabonero, mare
el que no cae, resbala
yo me quisiera morir
a ver si tú te ponías
lutito negro por mí
del jardín de mi vecina
jardinerito era yo
y una tarde que yo falté
otro jardinerito entró
ay, mamaíta me vengo cayendo
por la borracherita
de vino que tengo
ya no bebe mi caballo
agüita de ningún reguero
ahora mi caballo bebe
agüita en un cubito nuevo
a mi caballo le eché
hojitas de limón verde
y no las quiso comer
dile a tu mare que calle
que niñas mocitas tiene
y están pendientes del aire
ay, piló, piló
yo me lo quito
yo me lo pongo

Malagueñas. Jesús Heredia

a la mujer que más quería
la vida se le acababa
en su última agonía
me dijo que no llorara
que hasta muerto me quería
delante del rey un día
en Madrid cantó Chacón
y cómo no cantaría
que el propio rey exclamó
qué grande es la España mía

Tonás. Manuel Gómez Segovia

los carbones de la fragua
negros porque están quemados
negrita tengo yo mi alma
de las penas que he pasado
yo soy como el pobre viejo
que los moros cautivaron
yo soy como el pobre viejo
que de los moros fue vasallo
grandes martirios le dieron
no abandonó su rosario

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *