Rito y Geografía del Cante. Tía Anica la Piriñaca

tientos

qué trabajitos me cuesta
de buscar mi bienestar
a las puertas que yo me arrimaba
todas las veo cerrás
me acuesto y sueño contigo
me desvelo y no te veo
a voces la muerte pido
siento que me daban
que me estaban dando
Jesús, que me daban a mí
los sudores de la muerte
cuando me acuerdo de ti
¿qué quieres de mí?
hasta el agüita que bebo
te la tengo que pedir

alegrías y cantiñas

válgame Dios, flamenquita
me juegan consejo de guerra
si me ven hablar contigo
gitana, por Puerta de Tierra
ay, mandilón, mandilón
que de cabeza te meto
yo te meto en el pilón
válgame Dios, serranita
yo he pasado por tu puerta
tiré un puñado de papeles
me se volvieron mosquetas
ay, que te quiero
pero de lachi
no te lo peno
anda, vete que no quiero
a deshoras de la noche
darle cuenta al pregonero
vente conmigo
dile a tu madre
que soy tu primo

seguiriyas

como yo se que contigo
no me voy a lograr
así mis penas quieren venir pa menos
siempre van a más
como a una cosa mía
te he mirado yo
pero quererte como yo te quería
ya eso se acabó
siente tú mis fatigas
siente tú mis penas
que yo también voy a sentir las tuyas
cuando tú las tengas

soleares

tu madre me ha despreciado
se va a arrepentir tu madre
de ese mal paso que ha dado
tú dices que no me quieres
pena no tengo yo ninguna
porque yo con tu querer
no tengo hecha escritura
puesta en el altar mayor
no te van a mirar los santos
como te he mirado yo
ay, que te quiero
y tú no lo sabes
y eres la causa
de todos mis males

bulerías

no quiero que hables con nadie
nada más con el confesor
con tu padre y con tu madre
yo no se por qué motivo
esta gitanita lo hace
tan malamente conmigo
por usted yo te daba mi vida
si no te vas de la vera mía
ay, que te quiero, niña
más te quisiera
si la mare que tienes
te se muriera

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *