Lole Montoya

Dolores Montoya Rodriguez, cantaora, bailaora y compositora gitana, conocida mundialmente con su propio nombre artístico de Lole Montoya, nació en el barrio de Triana (Sevilla) en el año de 1954, aunque ya cantaba, escogió desde muy joven el baile flamenco, y después de una buena preparación en la academia del ilustre maestro de Sevilla, Enrique El Cojo, forma parte de los mejores y más importantes tablaos de España: Las Brujas, en MadridLos Gallos en Sevilla.

En 1968, decide desarrollar su faceta de cantaora en el mundo del flamenco. Lole tiene una estrecha conexión con el mundo árabe pues su madre nació en Orán, Argelia. Sus padres amaban la música árabe, incluso una vez instalados en nuestro país, recibían paquetes de sus familiares con algunos discos árabes, los cuales Lole escuchaba con ilusión de aprenderlos, aunque no tuviera una buena pronunciación y a veces no supiera el significado de las palabras. En la actualidad, gracias a la afición que Lole siente por todo lo árabe y a la ayuda prestada por profesores egipcios contratados expresamente para enseñarle el árabe clásico, Lole comprende y pronuncia perfectamente ese idioma.

Pareja artística y sentimental de Manuel Molina, realizan numerosos trabajos discográficos durante más de dos décadas, entre los que destacan Lole y Manuel, “Nuevo día”, “Pasaje del agua”, “Romero verde”, “Alba con alegría” y “Casta”. Lole Montoya es la mitad de ese dúo que presagió el futuro del flamenco en 1975, el año en el que amaneció un ‘Nuevo día’ para los españoles.

Aunque hace ya años que cada uno tiró por su lado, la cantaora sigue manteniendo vivo el espíritu de Lole y Manuel. Tanto en sus recitales – escasos, por desgracia – como en sus discos en solitario, la cantaora reivindica la innovación, la personalidad y la creatividad de una formación cuya escuela sigue alimentando. La apuesta de Lole Montoya sigue pasando por la música, por la mirada al norte de África, por el mensaje: “Después de ‘La mariposilla’ no puedo cantar cualquier cosa, lo superficial no me llega”. Y así lo demostró en el recital que ofreció en la Bodega de los Apóstoles – dentro del Festival de Jerez 2004 – donde echó a volar a “la flor de almendro“.

Desde que comienza su carrera en solitario, Lole ha grabado dos discos: “Liberado”, y recientemente “Ni el oro ni la plata”, además de actuar en festivales como el de Jerez 2004, o la XXV Bienal de Flamenco de Sevilla, acompañando al pianista sevillano David Peña Dorantes. He hecho la ‘Nana de la cebolla’ de Miguel Hernández y letras de otros autores. Canto alegrías, bulerías lentas, unas bulerías más flamencas… ‘Con las voces de mi hija Alba Molina y de mi madre (La Negra) hago un tema árabe flamenco que se llama ‘Tercera generación‘. En esa línea está también ‘Niña hermosa’.

Montoya, La Familia

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *