Antonio Molina

Antonio Molina de Hoces, cantaor y cancionero payo, más conocido mundialmente en el arte del cante flamenco con su propio nombre artístico de Antonio Molina, nace en Málaga el día 9 de Marzo del año de 1928, y murió en Madrid el 18 de marzo de 1992. Fue enterrado en el cementerio de la Almudena de Madrid, donde miles de seguidores le acompañaron en su ultimo adiós. Antonio Molina era de una familia muy pobre y humilde, comienza a trabajar a la edad de diez años para ayudar a su familia, en diversos oficios, cuidador de piaras, repartidor de leche, etc. Se viene a Madrid a la edad de catorce años a trabajar y probar fortuna, en lo que buenamente se le presentara, hasta que se presenta en un concurso de Radio España, quedando finalista y siendo contratado para actuar en varias compañías.

El éxito le llegó a principios de la década de los cincuenta, con canciones como Soy minero, Caballito bandolero, el Macetero, La estudiantina, Adiós España y Yo quiero ser matador. También participó en varias películas, El pescador de coplas, (1953), Esa voz es una mina (1955), Malagueña (1955), La hija de Juan Simón (1956), Café de Chinitas (1957), El Cristo de los Faroles (1957).

Antonio Molina se presento en su primer debut para darse a conocer en el Teatro Español de Tetuán (Marruecos) siendo protectorado Español, allá por los años cincuenta y dos, donde fue muy bien acogido. Estuvo durante mucho tiempo junto con Juanito Valderrama formando espectáculos. Molina tenia una voz alta y brillante, de la que quizás abusó hasta perderla prematuramente, gozó de gran popularidad al frente de numerosos espectáculos teatrales. Después de unos años retirado regresa de nuevo en 1986.

En Madrid en la calle Guzmán el Bueno monta su propia Cafetería con el nombre de Antonio Molina, donde es regenteada por muy buenos amigos y personal de toda las índoles, es querido y apreciado por todo el mundo por su bondad y sencillez.

En 1989 se vio obligado de retirarse de la canción tras el diagnostico medico de una fibrosis pulmonar, dedicándose a una vida familiar.

Café de Chinitas

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *